El foro para hablar de vuestro semidios favorito.
 
ÍndiceRegistrarseConectarse
"HOLA NIÑ@S NUEVOS,PRESENTENSE EN EL TEATRO :3"

Comparte | 
 

 Los Hijos del Olimpo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo 
AutorMensaje
LuciiCB
Mortal
Mortal


Mensajes : 6
Fecha de inscripción : 14/08/2013
Edad : 21
Localización : Salta Capital- Argentina

MensajeTema: Los Hijos del Olimpo   10/11/13, 04:01 pm

Resumen:
Ambientada luego de 6 meses de los sucesos ocurridos en “Los Héroes del Olimpo”.
Percy es uno de los pretores del Campamento Júpiter y se ah llevado a Annabeth con él. Mientras, Jason se ah instalado en el Campamento Mestizo junto a Piper y Leo.
Las cosas parecen ir en marcha, hasta que Ella (la arpía) les relata una nueva profecía, que incluye a todos los hijos de los Tres Grandes.
Thalia, Jason, Hazel, Nico y Percy se ven juntos en una nueva aventura, pero al parecer, algunos dioses tuvieron otros hijos...

Etiquetas:
misterio, guerra, amor, los tres grandes, Percy, Hazel, Nico, Thalia, Jason.

Estado:
Empezado

*Nota: Esta es la primera vez que escribo un fic, espero que lo disfruten y bueno ... paz y amor (?)




I
Jason


Era el mejor día de su vida, hasta que se topó con unas plumas rojizas.
Jason había hecho una nota mental sobre todas las cosas que debía llevar para el improvisado picnic que haría junto a su novia, Piper, con el fin de celebrar su primer aniversario de novios. Una cesta con panesillos de canela, hamburguesas de tofu (Piper era vegetariana), un mini-pastel de chocolate y unas bebidas sin alcohol, pero deliciosas, que les había encargado a los hijos de Baco, mejor dicho Dionisio.
Apenas se estaba acostumbrando a llamar a los dioses por sus nombres griegos y su estadía en el Campamento Mestizo se convirtió en permanente. Se acordó del día en que se hizo el intercambio de líderes, por segunda vez.


Unas dos semanas después de la guerra contra los Gigantes había hecho una reunión de urgencia con los pretores de Roma: Percy, Frank y Reyna junto a los otros de la profecía de los 7, para decidir una vez por todas su situación y a dónde se quedaría a vivir. Puesto que ya no era un pretor de Roma, ni siquiera era romano.
- ¿Cómo alguien se puede volver griego si era romano? – Percy había preguntado.
- Quizás se debe a la misma “locura” que tenían los dioses. – Esa fue Reyna.- Al fin al cabo, somos sus hijos y eso también nos afecta. Como a ustedes, Percy y Jason.
- Y porque fueron cambiados de Campamentos y adoptaron las costumbres, tanto griegas como romanas. - Annabeth aventuró.
Jason y Percy habían intercambiado severas miradas. Pero más allá, el miedo se hizo presente en sus semblantes. Pero fue Reyna, para su fortuna, quien dio una proposición prudente.
- Propongo el intercambio original… Jason en el Campamento Mestizo y Percy… -se giró hacia el-  Te quedas como pretor en el Campamento Júpiter. ¿Están todos de acuerdo?
Pero la pregunta no iba a todos ellos, sino, más bien, a Annabeth. Por una extraña razón, Jason veía que entre las dos chicas un trato silencioso se hizo presente. Cómo si Reyna le estuviera pidiendo permiso a la rubia.
Percy carraspeó y tomó la mano de su novia.
- Sí, yo estoy de acuerdo. Siempre y cuando Annabeth pueda venir conmigo.
- De acuerdo. ¿Jason? – Reyna espetó.
Tragó saliva y miró por el rabillo del ojo al resto. Leo había dejado de jugar con unos tornillos y cables y Frank junto a Hazel hicieron a un lado el recipiente lleno de chocolates que estaban comiendo para prestar más atención. Para su sorpresa, Piper le tomó la mano por debajo de la mesa y le dedicó una sonrisa tranquilizadora.
Aún así Jason se sentía tan asustado en ese momento que le costó procesar toda la pregunta. Había luchado contra gigantes, monstruos, soportado la caída de sus amigos al Tártaro, cargado con el secreto de Nico y lo peor, que a duras penas, junto a sus amigos se enfrentaron a Gea. Esto, no podría estar pasando. El cambio de los dioses entre sus personalidades, también les había afectado a Percy y a él. En especial, porque ambos eran hijos de los Tres Grandes.  No estaba seguro de qué decisión tomar: Nueva Roma era su hogar pero no estaba su amor: Piper. Después de tanto sufrimiento, quería tener al fin un respiro al lado de ella.
Finalmente, miró a todos y sonrío.
- Sí, estoy de acuerdo.


El recuerdo se desvaneció al instante porque había impactado contra algo. No, contra alguien. La cesta y la comida, volaron por los aires y Jason cayó de culo contra el piso.
- Ella lo siente. Ella iba a ver a Tyson. Ella no quería golpear a Jason.
La voz de Ella se escucho a lo lejos. Jason se levantó y miró hacia todos lados en busca de la arpía. Luego se sacudió el polvillo de la ropa y miró horrorizado como su picnic se había estropeado. Pero no culpaba a Ella, él había estado desconcentrado y no se fijó en donde caminaba.
- Tranquila Ella, sal de donde estés. No pasa nada.
Pasaron unos minutos y al fin, salió de entre medio de los árboles. Miró a Jason con esos ojos cargados de culpa y se acercó de a poco.
- Jason ¿está bien? Ella lo siente mucho.
- Ya Ella, tranquila. En serio, no importa.
La arpía comenzó a recoger toda la comida con una velocidad inusual y Jason se quedó pasmado. En menos de 1 minuto, toda la cesta estaba arreglada y Ella, la llevó a sus pies.
- Ella hizo lo mejor que pudo.
- Lo sé, gracias.
Le sonrío mientras le revolvía el cabello. No quería hacerla sentir peor, pero realmente no iba a usar la comida de esa cesta, estaba toda con tierra y bueno, ya no servía.
Antes de poder reformular un nuevo plan para restituir la comida, comenzaron a caer unas cuantas gotas de lluvia. “Genial”, pensó Jason.  Entonces, sintió unos fríos y largos dedos alrededor de su muñeca izquierda, su acto reflejo le decía que atacará. Pero no, Ella lo estaba alejando del lugar para que no se mojará.
No opuso resistencia y se dejo llevar, mientras la arpía revoloteaba sus rojizas alas y hablaba como si hubiera tenido una ingesta de cafeína o azúcar.
- Jason se puede enfermar. Enfermedad: causada por un tipo de virus o bacteria… “Por viento o marea  la tierra se verá revuelta y la reina perdida ha de encontrar la paz eterna”.  
Ella se paró en seco con los ojos desorbitados y Jason comenzó a prestarle más atención a sus palabras.
- “Más allá de las cumbres, donde la muerte espera. Los hijos de los Tres Grandes, en pares, una misión conllevan. Por viento o marea  la tierra se verá revuelta. Y la reina perdida ha de encontrar la paz eterna”.  
Jason abrió amplio los ojos, una profecía. Su boca le comenzó a saber a metal, un rayo resonó en todo el lugar y para cuando intento decir algo, se sintió desvanecerse y luego; sólo vio oscuridad.
Volver arriba Ir abajo
Agustina di Angelo
Afrodita
Afrodita
avatar

Mensajes : 2648
Fecha de inscripción : 08/07/2012
Edad : 20
Localización : Argentina/ Cabaña de Afrodita/ Lugarteniente de las Cazadoras de Artemisa

MensajeTema: Re: Los Hijos del Olimpo   11/11/13, 11:05 am

Que genialidad!! Me encanto como lo escribiste, parece escrito por Rick!! Genial!!

Espero con ansias el siguiente capitulo!! Smile Very Happy

_________________________________________________
Hermana de Nico, Bianca y Hazel; Novia de Daemon; Cuñada de Dee y Dawson

[Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]

[Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]
Volver arriba Ir abajo
http://lascronicasdenarnia.foroargentina.net/
Gardelito
Dioniso
avatar

Mensajes : 3087
Fecha de inscripción : 12/10/2013
Edad : 18
Localización : en la peña del cielo

MensajeTema: Re: Los Hijos del Olimpo   11/11/13, 01:15 pm

a mi también me gusto tu forma de escribir ¿desde el punto de vista de que personajes vas a escribir?.

_________________________________________________
[Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]


la todo poderosa y adorable nuria, mejor mensajera del universo, señora del arcoiris, de la lluvia, del sol y del amor
Volver arriba Ir abajo
LuciiCB
Mortal
Mortal


Mensajes : 6
Fecha de inscripción : 14/08/2013
Edad : 21
Localización : Salta Capital- Argentina

MensajeTema: Re: Los Hijos del Olimpo   11/11/13, 02:41 pm

Gracias por sus comentarios! :')
De echo;yo quería "asemejarme" con la escritura del tío Rick, para que pareciera un poco más real la historia Shocked  

Y respecto a lo de los puntos de vistas: por ahora sólo tengo en mente a Jason, Percy, Hazel y una personita más Rolling Eyes 

Estaré subiendo capítulos cada domingo n.n
Volver arriba Ir abajo
Agustina di Angelo
Afrodita
Afrodita
avatar

Mensajes : 2648
Fecha de inscripción : 08/07/2012
Edad : 20
Localización : Argentina/ Cabaña de Afrodita/ Lugarteniente de las Cazadoras de Artemisa

MensajeTema: Re: Los Hijos del Olimpo   12/11/13, 03:46 pm

Genial!! Espero hasta el domingo!! Smile

_________________________________________________
Hermana de Nico, Bianca y Hazel; Novia de Daemon; Cuñada de Dee y Dawson

[Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]

[Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]
Volver arriba Ir abajo
http://lascronicasdenarnia.foroargentina.net/
Guille Franco
Dios menor
Dios menor
avatar

Mensajes : 1785
Fecha de inscripción : 19/10/2013
Edad : 22
Localización : el bunquer 9 y el lago

MensajeTema: Re: Los Hijos del Olimpo   12/11/13, 08:58 pm

esta muy bueno, felicidades... esperamos el proximo!!

_________________________________________________
Somos una raza de humanos semi angeles
encargados de proteger la tierra de los demonios


[Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]

[Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]

 feliz cumpleaños a alguien en el mundo
JEFE DECABAÑADE HEFESTO, legado de poseidon y dioniso
Volver arriba Ir abajo
la chica blanca
Mortal que ve en la niebla
Mortal que ve en la niebla
avatar

Mensajes : 56
Fecha de inscripción : 20/12/2012

MensajeTema: Re: Los Hijos del Olimpo   16/11/13, 11:14 am

Vaya que casualidad yo tengo un fic aquí y se titula Percy Jackson y la hija del olimpo Smile, muy bueno el primer capitulo.
Volver arriba Ir abajo
LuciiCB
Mortal
Mortal


Mensajes : 6
Fecha de inscripción : 14/08/2013
Edad : 21
Localización : Salta Capital- Argentina

MensajeTema: Re: Los Hijos del Olimpo   24/11/13, 10:29 am

La chica blanca: La verdad, ni lo eh leído ._. Ya lo voy a buscar. Pero por otro lado; yo eh titulado este fic de ese modo por varios motivos, de los cuáles sólo voy a destacar dos: por el término general que eh decidido adoptar para los semidioses (Hijos del Olimpo) y por la trama que presentaré.

Para los otros:
Eh estado muy ocupada con los exámenes finales de mi colegio, esta semana no pasa de que subo mas capítulos y como recompensa, les daré 4 de estos Rock  y un extra -con spoliers - desde el punto de vista de alguien muy importante Cool 
Volver arriba Ir abajo
LuciiCB
Mortal
Mortal


Mensajes : 6
Fecha de inscripción : 14/08/2013
Edad : 21
Localización : Salta Capital- Argentina

MensajeTema: Re: Los Hijos del Olimpo   24/11/13, 05:29 pm

II
Jason


Odiaba tener sueños tan reales.
Jason se vio a sí mismo en la cima de una montaña rocosa, a lo lejos se podía divisar pequeños tejados rojos y una mansión gótica se alzaba en lo alto de una colina al otro extremo.  Pero lo que más le llamo la atención a Jason, fueron los dos muchachos a su lado.
Se sorprendió y por poco grita por la proximidad en que se encontraba a estos. Aún así, para su fortuna los jóvenes no se percataron de su presencia. Se encontraban absortos en una conversación que parecía ser bastante seria. No aparentaban superar los dieciséis años. Uno de ellos era atractivo en término para las mujeres, cabellos castaños, una piel tostada, brazos musculosos y lo más extraño, ojos color violeta. Llevaba una remera azul marino de mangas cortas con unas letras plateadas que resaltaban en la parte del pecho, junto a unos jeans tejanos. Todo, haciendo juego con su larga espada que se enganchaba en su cinturón.  Jason no pudo saber qué tipo de metal era el arma, pero sí que era bastante amenazadora con el aura grisácea que emanaba. Mientras tanto, el otro muchacho llevaba la misma ropa junto a una espada negra, pero este era todo lo opuesto a su compañero, piel pálida, delgado, cabellos azabaches que se enroscaban en su nuca y frente y su cara… Jason se mordió la lengua para reprimir otro grito. Era una versión adolescente de su amigo Nico Di Angelo, con la única diferencia que este tenía unos cálidos ojos dorados y una expresión más amable en su rostro. Ambos miraban hacia el horizonte.

- ¡Es imposible! Ella me dijo que los otros estaban en camino.
- Valentine, cálmate.  Si nos dijo que esperáramos, eso haremos.

Nico adolescente desfundó su espada negra y  sin querer la punta de la misma, rozó el suelo. Flores de todo tipo de formas  y de colores, emergieron desde donde el arma había tocado. Hijo de Démeter, Jason pensó. Pero ese pensamiento se esfumo cuando el muchacho hizo un ademan de su mano señalando al suelo y las flores, se convirtieron en cenizas. En repuesta, el muchacho de ojos violeta, que Jason supuso que se llamaba Valentine, comenzó a reírse.

- Estarías en grandes problemas si ella te viera haciendo eso.
- ¿Y qué hay de ti? Esa espada… tu madre no estaría muy contenta de que la lleves.
- Cállate chico sombras, odio que la menciones en mi presencia.
- Si, ya sé, odias ser su hijo. Ahora, nos concentremos en como ingresar en la mansión.

El “chico sombras” concluyó y  soltó un suspiro, se giró hacia Jason con el dedo índice, lo señalo.

    - Y tú, hijo de Zeus, más vale que te apures.

El sueño se deshizo mientras oía en la lejanía que alguien lo llamaba. Abrió de a poco los párpados para toparse con tres pares de ojos sobre él.

- ¡Está despertando!
- ¡Está vivo! Y sigue rubio.
- ¡Leo!
- Déjenle espacio para que respire.

Jason aclaró su vista. Se encontraba en la enfermería y para su grata sorpresa, Piper estaba a su lado, sosteniendo su mano y colocándole una venda mojada sobre la frente. En la punta de la cama, Leo con esos ojos de loco lo observaban y  a su otro lado, Chiron le extendía a Jason un vaso.

- Bebe esto, te hará bien.

No opuso resistencia y bebió de él. Aún seguía mareado y el asqueroso sabor de la bebida, no le
hacía para nada bien. Dejó el vaso hacia un lado mientras intentaba sentarse y Piper le ayudaba.

- ¿Hace cuánto …
- Que estas dormido?

Leo termino la frase por él y fue Chiron, quien continúo.

- Hace dos días. Te encontramos en medio de la lluvia junto a Ella. Los dos estaban desmayados.
- Ella… ¿está bien?
- Si, despertó a la hora de haberlos traído acá.

Jason trato de recordar lo que había pasado ese día antes de desmayarse. Ella había dicho algo… algo que parecía ser una profecía.  Jason tragó saliva, dejando que el resto de la bebida pasará por su garganta y decidió no contar nada sobre esos versos. “Aún no es el momento”, se dijo así mismo.

- Jason… ¿recuerdas algo?

Se exaltó por oír otra voz, Calipso salió de la nada para colocarse al lado de Leo. Jason olvidaba, con frecuencia, que ahora ella era parte del Campamento Mestizo. Durante la guerra, su amigo la había conocido y enamorado. Cuando derrotaron a Gea, los siete de la profecía fueron al Olimpo por el llamado del mismo Zeus. Cada uno podía hacer cumplir un deseo, a excepción de Percy, quién pidió que se le guardará el mismo para una ocasión próxima. Entonces, Leo pidió que liberaran a Calipso y la llevaran al Campamento junto a él. Desde ese día son inseparables pero Jason sabe, en lo más profundo de su ser, que cuando Calipso vea a Percy, las cosas irán de mal en peor.  Sacudió ligeramente su cabeza para despejarse y concentrarse en la pregunta.

- Tuve un sueño.

Y les conto su sueño, aunque omitió la parte de la amenaza dada por el muchacho que tenía un extraño parentesco con Nico.  Jason no podía suprimir que algo grande estaba por venir. Cuando termino de relatar la historia, todos estaban mirándolos con una clara expresión de confusión.

- Qué extraño…

Chiron revoloteo su cola de caballo (quiero decir de centauro) con visible preocupación.

- ¿De qué hablas Chiron?
- Annabeth me mando un mensaje Iris esta mañana, dijo que Percy y la otra muchacha, fueron encontrados inconscientes. Y para cuando se despertaron, Percy actuaba muy extraño.

Calipso se llevo las manos entrelazadas sobre su pecho.

- ¿El está mejor?

Leo la miro con esa expresión de tristeza. Siempre pasaba cada vez que mencionaban a Percy, ella se ponía de ese modo e incluso peor. Fue Piper la que se dio cuenta de lo que estaba por venir y se adelanto a hablar.

- Chiron, ¿quién es la otra chica?
- La hija de Plutón, Hazel Levesque.
Volver arriba Ir abajo
la chica blanca
Mortal que ve en la niebla
Mortal que ve en la niebla
avatar

Mensajes : 56
Fecha de inscripción : 20/12/2012

MensajeTema: Re: Los Hijos del Olimpo   25/11/13, 11:32 am

Oh no te lo echaba en cara ni nada parecido.
Volver arriba Ir abajo
LuciiCB
Mortal
Mortal


Mensajes : 6
Fecha de inscripción : 14/08/2013
Edad : 21
Localización : Salta Capital- Argentina

MensajeTema: Re: Los Hijos del Olimpo   25/11/13, 02:17 pm

Tampoco quiero que te lo tomes así :c

III
Percy


Se estaba ahogando.
Una niebla espesa le ingresaba por los orificios nasales haciendo que sus pulmones se contrajeran, su visión comenzaba a nublarse con pequeñas manchas amarillas y su cuerpo, parecía de goma. Percy corría sin descanso a través de un túnel estrecho y oscuro. Voces cargadas de ira, provenientes de diferentes direcciones, lo azotaban a cualquier hora.

“Fracasarás”.
“La muchacha no te ama, ella se ama a sí misma”.
“Aún eres una pieza de sus juegos”.

Percy gritaba que se callarán, pero simplemente estas no lo hacían. Su boca le sabía al picante y desgarrante sabor del “agua” del Río Flegetonte, que una vez debió beber junto a Annabeth en su horrorosa estadía en el Tártaro. Sus piernas amenazaban con flaquear, era como intentar caminar sobre barro. Él quería convocar su espada, pero esta no se encontraba en su bolsillo. Percy sintió desvanecerse, entonces algo o alguien le tomo de los hombros y lo sacó de la oscuridad eterna.

- Perseus Jackson, ya es la millonésima vez que te sacó de ese horrible sueño que siempre tienes.

Sus oídos zumbaban y el aire fresco, que parecía tan real, que estaba aspirando le produjo una jaqueca. Percy se arrodilló contra la tierra, presionando sus manos en ella y vómito. Le costó un par de minutos reponerse. Percy se levantó y mientras se sacudía la ropa, miro a su alrededor. Se encontraba en la costa del río Tíber, que rodeaba al Campamento Júpiter. Podía ver a lo lejos la Via Principalis y la colina de los Templos. Aunque, no había ningún campista merodeando el lugar, sólo estaba ella frente a Percy. Soltó un suspiro.

- Supongo que debo agradecértelo. Pero, como eres tú, no lo haré.

Hera adopto una expresión de dolor, o quizás estaba fingiéndola. Últimamente, Percy estaba teniendo esta clase de sueños con escenarios diferentes del Tártaro. Percy sabía que estaba recordando los horrores que padeció en ese lugar, pero es que parecían tan reales que a veces pensaba que una parte de su alma se había quedado allá y le estaba mandando este tipo de sueños y para rematar su suerte, esa diosa era la que siempre lo sacaba de su miseria. Percy no sabía porque ella se le presentaba en su forma griega, pero le agradaba saber que algo de su vida pasada aún vivía. Aunque sólo sea recordar a los dioses como griegos. Percy la observó, esta vez Hera, llevaba un griego vestido blanco junto a un cinturón dorado en su cintura, haciendo juego con los brazaletes y cadenas que llevaba del mismo color. Si él no la odiara, Hera le podría haber parecido una mujer muy linda para su edad.

- Pero, ya que estás acá. ¿Qué es lo que quieres?
- Oh, mi querido. Veo que estás aprendiendo los malos modales de tu noviecita.
- No metas a Annabeth en esto. Te eh hecho una pregunta, ahora respóndemela.
- Da gracias que me caes muy bien, porque si fuera otro dios, te destruirá en este instante.

La diosa resopló exasperante, cruzó sus brazos sobre su pecho y comenzó a caminar río arriba. A Percy no le quedo otra que seguirla.

- Aún no termina tu vida de héroe, Percy. – Hera se giró a mirarlo.- El mayor reto está por venir y quiero que estés preparado.
- Me dicen eso a menudo.
- No lo entiendes. La guerra contra Gea fue para terminar la era de los titanes y gigantes, así la de los dioses y sus hijos, pueda establecerse de una vez por todas. Pero, eso no es todo. A la madre tierra no la puedes dormir y como tú has visto, sus hijos se regeneran en el Tártaro constantemente.
- Hera, ve al punto.
- ¿Alguna vez te has preguntado porque naciste? ¿Por qué fuiste tú el héroe de esta época y no otro? O quizás, ¿por qué te fue tan fácil cambiarte de griego a romano?

Percy tragó saliva. El no quería admitirlo delante de Hera, pero él se hacía esas preguntas a menudo. Ni siquiera Annabeth o Reyna lo sabían, y eso que ellas eran las personas en quien más confiaba. Hera lo miró esperando una repuesta, pero Percy se limitó a menear su cabeza, en clara señal de negación.

- Oh, querido mío. Es más sencillo de lo que parece. Verás, tu vida fue cambiada por otra.
- ¿De qué hablas?
- No puedo hablar más, acabo de darte una gran pista sobre la misión a venir.
La imagen de Hera comenzó a parpadear.
- Espera, espera. Ya abriste la boca, ahora continua.
- Tenías razón, la arpía era muy valiosa.
- ¿Ella?

Hera ya no parecía estar ahí, sus ojos se abrieron amplio como si tuviera… ¿miedo?

- Percy, protégela. Prométeme por el rio Estigio que vas a salvarla y la llevaras a un lugar seguro. Y yo te prometo, que esta, será tu última misión.

Percy quería decir algo más. ¿A quién debía salvar? A ¿la arpía? La imagen de la diosa titileo por última vez y luego se esfumó, dejando una estala dorada y blanca en lugar. Percy comenzó a ver el suelo más allá de sus pies, como si estuviera flotando. Su cuerpo se sentía más ligero. La hora de despertar, había llegado.

- Yo, te lo prometo.

Una promesa soltada al aire y el volvió a la realidad.

- Límpiale la baba, es asqueroso ver eso. – Reyna dijo en un tono divertido.
- ¡Percy!

Annabeth chilló y lo rodeo con sus brazos.

- No… respiro.
- Oh, lo siento.

Ella lo soltó al instante. Percy miró hacia todos lados y se sorprendió al saber que se encontraba en su habitación de pretor en Nueva Roma. Le había llevado un par de días, junto a Annabeth, pintar de azul el lugar y decorarlo a su manera, con tal fin de que se viera más familiar como su cabaña en el Campamento Mestizo. Incluso, instalo una fuente en el fondo para poder mandar mensajes Iris a cualquiera lado.
Annabeth se sentó a su lado. Ella llevaba una remera morada del Campamento Júpiter junto a unos pantalones cortos color caqui, haciendo juego con su coleta rubia en alto. Percy la veía cada día más linda y lo mejor, que ambos habían podido establecerse sin problemas en la duodécima legión. Mejor dicho, la primera legión. Reyna se encontraba a su lado, con una remera similar a la de Annabeth y unos jeans oscuros, que se cubrían con su capa de pretor. Extrañamente, ella estaba sonriendo y a continuación, le tendió una copa plateada a Percy.

- Frank mando a hacer esto, es una mezcla de hierbas y un poco de cenizas de cuerno de unicornio. Amarga, pero eficiente. Anda Percy, tómala.
- Uhmmm, gracias Reyna.

Percy se sentó mientras bebía, cuyo sabor no era malo, es más parecía un licuado de banana. Pero al final, el sabor amargo se hizo presente atravesando su garganta. Le devolvió la copa a Reyna.

- Dioses, parecía que no ibas a volver. – Annabeth le tomo la mano.
- Y, ¿Hazel?

Lo poco que Percy recordaba era haber ido una mañana al templo de su padre, acompañado de Hazel. Vieron un cuervo negro ser perseguido por un águila en pleno vuelo con el cielo despejado. Y para cuando se miraron para decir algo, Percy se vio sumido en la oscuridad.

- Ella está bien. Aunque dice haber soñado algo fuera de lo común.

Reyna soltó cada palabra con sumo cuidado y luego intercambio una mirada extraña con Annabeth. Percy enarqueo una ceja, no le gustaba cuando las dos muchachas se confabulaban en algo y lo mantenían en secreto, incluso para él.

- ¿Qué me están ocultando?

Annabeth se giró a mirarlo. Ojos grises como tormenta, en los cuales unos pequeños relámpagos parecían surcarlos. “Oh, oh”, Percy pensó que estaba en problemas. Reyna soltó un suspiro.

- Al fin de cuentas, eres el pretor. Hazel fue visitada por Hécate y le dijo una nueva profecía.
- Y bien, dímela.
- Percy, involucra a los hijos de tres dioses. Júpiter, Plutón y a tu padre, Neptuno.
Volver arriba Ir abajo
Hestia0614
Mortal
Mortal


Mensajes : 21
Fecha de inscripción : 21/02/2014
Edad : 17
Localización : Al lado del fuego del campamento mestizo

MensajeTema: Re: Los Hijos del Olimpo   24/02/14, 09:41 pm

continuala esta muy buena
Volver arriba Ir abajo
The Queen
Cíclope
Cíclope
avatar

Mensajes : 641
Fecha de inscripción : 16/09/2013
Edad : 16
Localización : Descubriendo Atlantida

MensajeTema: Re: Los Hijos del Olimpo   25/02/14, 09:18 am

esta muy bueno espero el siguiente
Volver arriba Ir abajo
Contenido patrocinado




MensajeTema: Re: Los Hijos del Olimpo   

Volver arriba Ir abajo
 
Los Hijos del Olimpo
Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba 
Página 1 de 1.
 Temas similares
-
» HIJOS DE LA ANARQUÍA
» Barón rojo - Hijos del blues
» saludos hijos del heavy!!
» Los hijos de Michael restauran Neverland.
» Libro: Percy Jackson y los Héroes del Olimpo - El Regreso del Olvidado

Permisos de este foro:No puedes responder a temas en este foro.
Percy Jackson Spain :: Contenido del Foro :: Fan fics-
Cambiar a: